Puerto de Gijón

La obra ha consistido básicamente en la construcción de un nuevo dique de abrigo que parte del Cabo de Torres y tiene una longitud total de 3.834 metros, lo que ha permitido generar 145 ha de superficie de tierra y 140 ha de superficie de agua abrigada.

Se ha diseñado una terminal para la descarga de graneles sólidos que, con 1.250 metros de línea de atraque y profundidades de hasta 27 metros, permitirá el atraque simultáneo de tres bulkcarriers de 230.000 TPM y 20 metros de calado.

La nueva terminal cuenta con una anchura de 400 metros y una capacidad de descarga y almacenamiento de mineral de hierro y carbón de 25 y 2 millones de toneladas respectivamente.

Además de la construcción del nuevo dique de abrigo, se ha realizado la ejecución de los diques perimetrales de la nueva superficie a ganar al mar, el relleno del espacio comprendido entre los diques de protección y la demolición del espaldón actual del dique Príncipe de Asturias, con objeto de poner en comunicación la superficie portuaria previa con la obtenida tras la ampliación.