Nuevo Necaxa-Ávila Camacho

Nuevo Necaxa-Ávila Camacho

La autopista Nuevo Necaxa-Tihuatlán de 85 km de longitud, construida por FCC en UTE,  atraviesa los estados de Puebla y Veracruz, ,  formando parte del corredor México Tuxpan de 283 km. de longitud,  principal eje viario que une México DF y  el golfo de México. La carretera  cuya  finalización está prevista para  el primer semestre de 2014, una vez completada, supondrá el camino más corto desde Ciudad de México al mar, contando en Tuxpan con zonas turísticas de playa, el Puerto de Tuxpan, la importante zona petrolífera de Poza Rica y la unión con el eje que va a Tampico-Matamoros-Reynosa y Estados Unidos en su frontera de Brownsville (Texas).
Los dos subtramos, Nuevo Necaxa – Avila Camacho y Avila Camacho – Tihuatlán, se encuadran dentro de una concesión federal por 30 años, ganada por Globalvia, 2º grupo mundial de concesiones formado por FCC y Bankia,  e ICA en 2007, y que conlleva un esquema mixto de peaje real al usuario y pago por disponibilidad del Gobierno Federal a través de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes.

Una vez que se finalice la carretera será una de las grandes obras de infraestructura del sexenio.

Esta autopista se divide en 2 tramos:

TC1: Nuevo Necaxa- Avila Camacho, de 36,6 km, 4 carriles, para construcción y explotación en pago por disponibilidad.

El tramo de 36 km de longitud, con cuatro carriles, que ha construido FCC   junto con la empresa mexicana ICA, atraviesa la sierra Madre Oriental en una zona de gran dificultad orográfica, que ha requerido la construcción de 6 túneles y 12 viaductos.

El ancho de corona es de 21 metros. Los seis túneles  totalizan una longitud de 8.000 metros y los doce puentes tienen una longitud  total de 2.300 metros. Entre los puentes destaca el Viaducto San Marcos, que cruza el río de mismo nombre, con una longitud de 850 metros y cuya pila central de 225 metros es la segunda de más altura  en el mundo.

En este tramo se ha construido el viaducto de San Marcos, el segundo más alto del mundo.

TC2: Ávila Camacho- Tihuatlán, de 48,1 km, 2 carriles, para explotación en régimen de peaje usuario.  Del  km 178+500 al 225+866, con un ancho de corona de 12 metros. Construido en las estribaciones de la Sierra Madre oriental sobre un terreno de lomería suave y para una velocidad de proyecto de 90-110 km/Hr. Adicionalmente tiene 4 entronques sobre las localidades de Ávila Camacho, Mecapalapa, Venustiano Carranza y Tihuatlán.

En total se van a invertir 8 mil 267 millones de pesos en la autopista, de los cuales 7 mil 497 millones corresponden al tramo Nuevo Necaxa-Ávila Camacho y 2 mil 458 millones al de Ávila Camacho-Tihuatlán .

Cuando ambos proyectos estén concluídos los usuarios se verán beneficiados por la disminución de 2:30 min en el trayecto, siendo el tiempo de recorrido total entre México y Tuxpan  de 3h 15 min. También se espera una notable reducción de la siniestralidad al tratarse de una carretera con elevados estándares de calidad.